La pasión por los viajes no me abandonará

compartir este artículo

La pasión por los viajes no me abandonará

Anja Beckmann estaba en Sudáfrica con el objetivo megazoom de 16-300 mm para su blog de viajes "Travel on Toast"

Su blog de viajes "Travel on Toast" (viajando en una tostada) lleva funcionando desde finales de 2012. ¿Cuántos países has visitado desde entonces?

No sé exactamente el número total. Pero solo el pasado año, estuve en 17 países.

¿Qué hacías antes de eso?

Venía del ámbito del periodismo. Durante mis estudios, ya estaba trabajando para varios periódicos. Después de eso, hice servicio voluntario de RR. PP. y trabajé como encargada de prensa para varias empresas.

¿Siempre te ha apasionado viajar?

Sí. En 2007, me tomé un tiempo sabático entre empleos y viajé por el mundo durante un año. En su mayor parte, viajé sola. Durante este tiempo, escribí un blog privado para mis amigos y familiares. Más tarde, decidí que seguiría escribiendo sobre mis viajes porque la pasión por los viajes sigue conmigo.

¿Qué es lo que te gusta más de viajar?

El contraste con la vida cotidiana y con Alemania. Está muy bien estar aquí en Colonia y trabajar. Sin embargo, me encanta salir al mundo: cuanto más lejos y más exótico sea el lugar, mejor. Siempre es emocionante ver cómo viven otras personas. Experimentar otras culturas de primera mano, probar comida distinta y, por supuesto, explorar un paisaje y una vida silvestre diferente, que es algo que disfruto al máximo cuando viajo.

Uno de tus viajes recientes fue a Sudáfrica. ¿Cuál fue tu impresión del país y de sus gentes?

Fue muy distinto de lo que me había imaginado. A veces casi me parecía europea, lo cual se debe por supuesto a sus muchos visitantes. Lo que encontré fascinante fue su luz intensa. Principalmente porque volaba desde el invierno alemán hasta el verano africano, y sin nada de jet lag, puesto que solamente hay una hora de diferencia. Ciudad del Cabo es una metrópolis fantástica. Y es ideal como base para excursiones hermosas. Por ejemplo, para ver los pingüinos en Boulders Beach o la playa de Muizenberg, donde fotografié unas casetas de playa con unos colores maravillosos. También estuvimos en la "Ruta del vino", donde se pueden visitar varias bodegas y un parque nacional. También visitamos un municipio y estuvimos en Robben Island, donde estuvo preso Nelson Mandela.

¿Qué importancia tiene para ti inmortalizar tus viajes en fotografías?

Es muy importante. Al menos para mí, en cualquier caso. También hice muchas fotos en mi viaje dando la vuelta al mundo. Se trata de excelentes recuerdos que me vuelven a poner en esa situación. Por supuesto, las fotografías son muy importantes para mi blog. Siempre publico fotos a través de Facebook, Twitter, Google+ o Instagram mientras viajo, y recibo comentarios muy positivos de los lectores. A la gente les encantan y se sienten como si viajaran conmigo.

¿Qué fotografías principalmente en los viajes?

Hago fotos en todas partes. Los colores y texturas me atraen de forma mágica. Por ejemplo, estábamos en un mercado donde jóvenes diseñadores vendían cosas. El color era impactante. Después, naturalmente, los animales en su hábitat, como pingüinos y avestruces. ¡Y me encantan las playas! En Sudáfrica, hay una playa en el Parque Nacional de la Costa Oeste que parece el Caribe. Arena blanca y un mar turquesa: una imagen maravillosa.

¿Entras en contacto con las personas de cada país a través de la fotografía?

Sí. Preguntas a la gente si puedes fotografiarles y ya estás manteniendo una conversación. Se aprende mucho sobre el país y sus gentes simplemente hablando con ellos.

¿Qué tipo de cámara utilizas al viajar?

Utilizo distintas cámaras. Tengo una cámara réflex, una Canon EOS 70 D. Cuando la luz és más débil o si necesito un gran zoom, es perfecta. Utilizo el iPhone para tomar instantáneas que después suelo enviar directamente a través de los medios sociales. Y también tengo una GoPro para poder hacer películas.

¿Qué es más importante para ti en una cámara de viaje?

Me gustan las imágenes de gran calidad y mucha distancia focal, pero sin tener que transportar mucho peso. Por consiguiente, la combinación de cámara y objetivo no debe pesar demasiado. Puesto que mi cámara réflex es relativamente pesada, para mí es importante que el peso del objetivo sea bastante ligero y aún así cubra el alcance de zoom más amplio posible.

¿Qué objetivo te llevas contigo en tus viajes?

He utilizado un Tamron 17-50 mm durante mucho tiempo. Después tuve el 16-300 mm de Tamron por primera vez en Sudáfrica. Lo coloqué y no volví a sacarlo en todo el viaje.

¿Por qué te gusta el objetivo?

No soy muy experta en tecnología y me asesoré antes. Me interesaba principalmente el teleobjetivo. Inmediatamente me gustó el 16-300 mm porque es muy ligero y tiene un zoom enorme. El hecho de que abarque tanto en gran angular hace que sea el objetivo perfecto "para llevarlo siempre puesto" durante el viaje. Además, también tiene un enfoque automático muy fiable y rápido. Este objetivo ha estado especialmente a la altura en las fotografías de cebras, avestruces y pingüinos. Y por último, pero no menos importante, la relación precio-rendimiento es excelente.

Sobre el autor: Anja Beckmann

Anja Beckmann inauguró el blog de viajes "Travel on Toast" en 2012. Con su equipo de siete autores, ha publicado allí 378 artículos hasta la fecha, principalmente sobre viajes de largo recorrido, destinos de verano en Europa y viajes a ciudades. Le interesan especialmente el sol, la playa, los deportes acuáticos, la aventura, las principales ciudades, la gastronomía y relajarse con el yoga y en centros de bienestar. Su sitio web registra hasta 20 000 lectores por mes y 28 000 contactos en los medios sociales, entre todos los canales. En 2015, su blog recibió el galardón Blog Award de la Asociación Española de Turismo.

More about the author:

Artículo similar